Quería empezar este blog hablando sobre el fracaso, un tema que es conocido por toda persona emprendedora.

Siempre que empiezas un nuevo proyecto, como es mi caso ahora, rondan por tu cabeza muchas ideas, entre las cuales están el éxito y el fracaso… y aunque muy diferentes, ambas se complementan y están ligadas.

Siempre que empiezas un nuevo proyecto deseas tener éxito, sin ninguna duda… pero también es cierto que el fracaso siempre está por ahí presente en alguno de tus pensamientos.

Por eso hoy te hablo del fracaso, si eres una persona que ya has emprendido en alguna ocasión, este termino te resultara familiar y lo más seguro es que lo tengas asumido y lo valores en su justa medida como clave del éxito… pero si es ahora cuando estás empezando, le das vuelta a tu primer proyecto, puede ser que sea precisamente el miedo al fracaso lo que te separe de empezar a emprender con tus ideas.

Seguro que conoces a Michael Jordan, el mejor o uno de los mejores jugadores de Baloncesto de la NBA, y a decir verdad muy pocas personas han tenido tanto éxito como él, y mira lo que dijo él sobre el fracaso:

«He fallado más de 9.000 tiros en mi carrera. He perdido casi 300 partidos. En 26 oportunidades me confiaron la oportunidad de tomar el tiro ganador… y fallé.
He fallado una y otra vez a lo largo de mi vida.
Esa es la razón por la que he tenido éxito«

¿Curioso, verdad? El fracaso es el trampolín hacía el éxito, aunque, no malinterpretes mis palabras, no se trata de que sea divertido fracasar, ni que haya que fracasar a propósito, es importante que veamos el fracaso en su debida perspectiva para que nos ayude tener éxito.

Si como yo te gusta leer o analizar las biografías de personas que han tenido éxito en sus carreras profesionales, podrás comprobar que muy pocas de ellas consiguieron el éxito al primer intento y seguro que no conocerás a nadie que haya tenido éxito en todo lo que haya hecho… está es la razón por la que te explico que hay que asumir el fracaso como parte del éxito.

Te comento tres lecciones que debemos aprender del fracaso, para que este pueda ser beneficioso para nosotros:

1.- El fracaso nos ayuda a crecer.

Si has fracasado en tu proyecto, una vez pases la fase de duelo, que también es normal que la tengas, analiza por qué fracasaste, que pudiste hacer para que las cosas hubieran sido diferentes… todo lo que aprendas de ese fracaso te servirá para no cometer los mismos errores en el siguiente proyecto en el que te embarques.

2.- No tengas un miedo paralizante al fracaso.

Aunque siempre es normal sentir cierto temor al fracaso, no debes permitir que este miedo te paralice… pues sino te quedarás inmóvil y en ese estado es imposible avanzar.

3.- El fracaso implica que estás en movimiento.

Al igual que le pasó a Michael Jordan, el fracaso que hayas experimentado en alguna ocasión es prueba evidente de que eres un emprendedor nato, de que estás esforzándote y que deseas tener éxito…. y está es la mejor manera de obtenerlo, así que no desfallezcas y sigue adelante, ese es el mejor consejo que te puedo dar.

Como dice una frase célebre, el único sitio donde éxito aparece antes que trabajo es en el diccionario… en todo lo demás es justo al revés, primero hay mucho trabajo y luego como guinda el éxito.

Por último te dejó el decálogo del fracaso que aprendí de Alex Kei, seguro que te servirá como trampolín para tú éxito:

Suscríbete a la newsletter

Suscríbete a la newsletter para ser el primero en recibir los nuevos contenidos que voy generando.

No te preocupes, odio el spam tanto como tú, solo te enviaré un correo cuando haya nuevo contenido en el blog.

Y si algún día te quieres dar de baja podrás hacerlo cuando quieras.

Seguimos en contacto!!

Te has suscrito correctamente!!

Pin It on Pinterest

×